• Dijo que las voces le ordenaron prenderse fuego.

Odilón Larios Nava.- Las voces en la cabeza de un hombre le ordenaron quemarse, por ello se roció gasolina en el cuerpo y se prendió fuego, esto en calles de la colonia Universidades.
El hombre se salvó porque algunos de los vecinos al percatarse que se estaba convirtiendo en una antorcha humana, acudieron a ayudarlo y lograron apagarlo. El varón, de 36 años de edad, de nombre Esteban M., resultó con quemaduras de segundo y tercer grado en el 98 por ciento de la superficie corporal.
Lo anterior ocurrió este miércoles alrededor de las nueve de la mañana en la privada de la 16-B Sur esquina con Universidad Autónoma de Yucatán, en la colonia Universidades. Se presume que el hombre es panadero, pues llevaba cestos de pan en una camioneta marca Renault, color blanco, con placas SJ-57-663.
En esa privada muchos automovilistas llegan para orinar, aprovechando que está algo escondido. Por eso a los vecinos no se les hizo raro ver el vehículo en el lugar antes mencionado.
Sin embargo momentos después se percataron que el hombre comenzaba a arder en llamas. Los vecinos se acercaron y apagaron al hombre. Éste dijo que las voces que escuchaba en su cabeza le ordenaron incendiarse.
Paramédicos del Grupo Relámpagos de Protección Civil Municipal acudieron para atender al hombre y sus colegas se SUMA lo trasladaron a un nosocomio para que recibiera atención médica. El estado de salud del hombre es considerado delicado pero estable.