• La policía no lo detuvo pese a que los balazos los hizo a plena luz del día y en la vía pública.

Odilón Larios Nava.- Un adolescente, echó cinco descargas de balazos en Tulcingo del Valle. Lo anterior lo hizo en la vía pública y a la luz del día, pero por ser hijo del regidor de gobernación del citado municipio los policías no se atrevieron de detenerlo como correspondía.
El joven en cuestión es hijo del regidor, Noé Rodríguez, quien no se presenta desde hace dos meses a trabajar pero sigue cobrando de forma oportuna.
El reporte de los habitantes fue el siguiente: “ ´Arriba Tulcingo, chinga´, es el grito a todo pulmón de un adolescente que dispara al aire cinco descargas con una pistola tipo escuadra a plena luz del día, en la calle, tomando de pretexto estar contento en una fiesta, se trata del hijo de Regidor de Gobernación de Tulcingo de Valle”.
Posteriormente el reporte ciudadano resalta que al tratarse del hijo del funcionario municipal hubo impunidad, pero de haberse tratado de un ciudadano cualquiera hubiera sido detenido y llevado ante las autoridades correspondientes.
El reporte también hace mención del incremento de la delincuencia en ese municipio, mientras que el regidor de gobernación sobre el que recae la seguridad, se encuentra ausente de sus labores desde hace dos meses.
Por medio de los reportes hechos llegar a medios de comunicación, se menciona que Noé Rodríguez no es cesado de su cargo por la relación que existe entre su tío, el Secretario General de Tulcingo, Ángel Cayetano y el presidente municipal Emilio Delgado de Dios, quienes son compadres de grado.