Por Patricia Moreno Sánchez

Comerciantes de la 46 Poniente pidieron al gobernador electo Antonio Gali que al inicio de la administración no se implementen operativos arbitrarios que afecten su economía, al señalar que pese a que no se detecta alguna mercancía ilegal se afecta su imagen y sus ventas en hasta 4 millones de pesos diarios tomando en cuenta todos sus 400 comercios.
El representante de los comerciantes Moisés Ortiz Bracho aclaró que respaldan todas las acciones que se implanten por parte de las autoridades para combatir la venta ilegal de autopartes, sin embargo prefieren una visita o supervisión oficial para verificar la legalidad de sus establecimientos.
“Cada vez que alguien inicia como presidente municipal o como gobernador, se lleva a cabo un operativo en la 46 y la historia ahí está, nos han clausurado por Normatividad Municipal, por Protección Civil pero nunca han detectado piezas robadas, ni han detenido a ninguna persona” aseguró.
Por lo que piden que las autoridades correspondientes investiguen y en su caso actué conforme a derecho y se sancione a aquellos que cometan ese delito.
Comentó que hace años eran dos agrupaciones los integrantes se integraron en un solo grupo que actualmente se denominará Organización de Empresarios de la Zona de la 46 que solo representara a los comercios legales.

Comentó que de los 400 negocios de autopartes establecidos en la zona, el 90 por ciento estan regularizados, sin embargo reconoció que un 10 por ciento les falta darse de alta por algún papel por reciente apertura.
Adelantó que estarán buscando una regularización integral con el Servicio de Administración Tributaria ( SAT) para los comerciantes que importan autopartes y por ello se acercaran a la Cámara Nacional de la Industria de la Trasformación ( CANACINTRA).

Subrayó que como desconocen los que puedan trabajar de forma ilegal con venta de autopartes robadas, sin embargo cuando se hace un operativo a todos catean y se genera una afectación económica, ya que los operativos bajan sus ventas.
Por lo que dijo es necesario que la gente, los compradores sepan que en esta zona toda la mercancía es legal y actualmente se está garantizando la seguridad para los consumidores.