• Fue privado de la libertad el martes; habitantes de ese municipio señalan como responsable al alcalde.

Odilón Larios Nava.- El exsecretario general de Chiautzingo, recién nombrado el martes como director de Seguridad Pública de ese ayuntamiento, quien ese mismo día fue “levantado” por sujetos armados, fue encontrado muerto la tarde de este jueves en el paraje El Alcanfor en aquella demarcación. Personas de varias juntas auxiliares se reunieron en la presidencia ya que señalan que el edil podría estar relacionado con el levantón y el homicidio del funcionario.
Los pobladores inconformes señalaron que el hoy occiso, Martín Gutiérrez, había señalado conocer todos los malos manejos del alcalde José Ramiro López. Y casualmente fue levantado tan sólo dos horas después de que fuera nombrado director de seguridad pública. Por esa situación, los pobladores inconformes de Chiautzingo, manifestaron que el alcalde debe ser investigado por este homicidio.
Extraoficialmente se dio a conocer que elementos de la policía ministerial realizaron el cateo del domicilio del alcalde de Chiautzingo, ya que es considerado uno de los principales sospechosos de la desaparición y ahora homicidio del exsecretario general de ese ayuntamiento.
Cabe recordar que el pasado martes por la tarde el funcionario de aquél municipio fue levantado en el paraje El Caracol, cuando iba a bordo de su vehículo. Según las primeras versiones de los hechos fueron tres los delincuentes que lo privaron de la libertad, quienes lo treparon a una camioneta para ganado.
El cadáver de Gutiérrez Mejía fue encontrado en el paraje El Alcanfor, que está atrás de la Escuela Secundaria Técnica 121 de Chiautzingo, este jueves a las 16:30 horas. Fue localizado por campesinos del lugar, quienes dieron parte a las autoridades.
Peritos de la ciudad de Puebla y el Ministerio Público de aquella demarcación acudieron para realizar las diligencias del levantamiento del cadáver e iniciar las investigaciones de rigor.
Una vez que se confirmó el deceso del, ahora, ex funcionario, personas de las comunidades de San Nicolás Tecalacuaya, San Agustín Atzompa y la cabecera municipal, un aproximado a 400 personas, tomaron la presidencia municipal para exigir hablar con el alcalde.
Hasta el cierre de esta edición la presidencia continuaba tomada. La Procuraduría General de Justicia en el Estado (PGJ) no había dado a conocer la causa de muerte del funcionario, ni el posible móvil del asesinato.