Por: Carlos Linares Mendoza

CON dos funciones se presentó en Puebla la puesta en escena “Divorciémonos mi Amor”, teniendo como escenario el Teatro Principal.
Todo comienza cuando Daniela y Alejandro llevan siete años de casados, se aman profundamente pero como comúnmente sucede en algunas parejas, se la pasan peleando, así que los últimos seis meses han estado separados.
Alejandro, para hacerla reaccionar le propone el divorcio, y por orgullo herido ella lo acepta, porque además, Daniela lo ha estado siguiendo y sabe que ya tiene una novia, de nombre Linda, con quién anda a escondidas porque su hermano Melitón, jamás permitiría que su hermana anduviera con un hombre casado.
Por su parte Alejandro, también la ha mandado seguir, aunque de lo único que se entera es que ella tiene un gran amigo gay de nombre Benny.
La romántica pareja tiene una cabaña de fin de semana, donde sucedían todas sus reconciliaciones, y ahora con el divorcio han decidido venderla, pero antes de esto, cada uno tendrá un fin de semana para disfrutarla por última vez y es ahí donde se dieron todas las situaciones de enredo de esta divertida historia, en donde David Zepeda, Malillany Marín, Pablo Lyle, Mariana Seoane, Alexis Ayala y Julián Gil, fueron parte central, llevándose sin duda la noche el actor Julián Gil en su personaje de “Daniela”.