+ “Lobos está para cosas grandes; tarde o temprano el trabajo duro rinde frutos”, expresa Gabriel Amavizca

El egresado de la Licenciatura en Administración de Empresas, Gabriel Amavizca Ortíz, actualmente jugador profesional en la Canadian Football League (CFL), siempre tuvo una meta clara en su vida: “Jugar profesionalmente, un sueño que nunca dejé de perseguir; primero se logró en Puebla con Artilleros y ahora con Hamilton Tiger Cats en Canadá”.

Por motivos personales abandonó el emparrillado y fue gracias al haed coach Gabriel García que regresó por dos años para defender los colores de la BUAP, donde desarrolló un sentido de pertenencia a la Institución. “Aprendí que siempre debes estar orgulloso de dónde vienes, realmente me tocó estar en una de las mejores universidades de México: me encanta ser Lobo y la unión que hay en la universidad es excelente”.

En la opinión del ex jugador de Lobos de futbol americano, combinar el estudio con el deporte es complicado, pero con esmero y dedicación se pueden cumplir los objetivos. “Primero debes organizarte, los coaches te dan horarios de entrenamiento, de gimnasio y de las actividades que tengas, con base en eso planeas tu día, si tienes toda la mañana libre metes clases, mucho depende de las indicaciones que te den los entrenadores, tú te tratas de organizar para rendir al cien por ciento en los dos ámbitos”.

Amavizca Ortíz es el primer mexicano en convertir puntos en la CFL, por tal motivo se encuentra agradecido por la oportunidad, además de comprometido para ser parte del equipo inicial. “Aquí les sorprende que hay mucho talento de otros países; por ejemplo, aquí hay un francés, en otros equipos hay alemanes, la verdad se sorprenden de que hay mucho talento y que podemos pelear por un lugar en el cuadro titular”.

Gabriel Amavizca recordó que en su etapa en la BUAP fue pateador y linebacker, y al mismo tiempo dejó a grandes amigos que arrancan su temporada en la ONEFA el próximo 7 de septiembre. Por tal motivo, los invitó a luchar por el objetivo: “A todos los que fueron mis compañeros que mantengan al equipo unido, que peleen por sus metas, yo creo que hay talento, hay muy buen staff de coacheo, hay muy buenos jugadores, yo creo que Lobos está para cosas grandes, que no se arrepientan de nada, que vayan por todo, y tarde o temprano el trabajo duro rinde frutos. Siempre voltear para arriba y seguir para adelante”.

 

Por último, convocó a las nuevas generaciones a perseguir sus metas y practicar el deporte de las tacleadas: “Si realmente lo quieres puedes lograr cualquier cosa, con la mente fuerte y dedicada a lo que realmente anhelas, llegas a tu meta; es muy complicado, pero no va existir ningún camino fácil para el éxito”.