• Una olla exprés hizo explosión por acumulación del vapor y mala manipulación de la cocinera.

• No hubo peligro para los menores, sólo la cocinera resultó con quemaduras en brazo y pierna.

Odilón Larios Nava.- Una olla exprés mal manejada mientras se calentaban frijoles, ocasionó una explosión en la cocina de la guardería 001 del IMSS ubicada en la 2 Poniente y bulevar 5 de Mayo.
La cocinera resultó con quemaduras en el 18 por ciento de la superficie corporal, su estado de salud es considerado estable. Este percance no puso en riesgo la integridad de los niños.
Este percance, ocurrió alrededor de las 14:30 horas, fue causado por un error humano, la encargada de la cocina de nombre Saraí Estévez Pérez, de 28 años de edad, estaba cocinando frijoles en una olla exprés. Los dejó demasiado tiempo y en vez de sacarles la presión poco a poco, abrió la olla y esto ocasionó que el vapor ocasionara una explosión.
La mujer fue quemada por el vapor y al soltar la olla, el agua caliente le quemó un brazo y una pierna. Saraí fue atendida por paramédicos de SUMA y llevada al Hospital de san Alejandro, para que recibiera atención médica.
El personal de la guardaría siguiendo con los protocolos de seguridad, aprendidos en diversas capacitaciones recibidas de parte de especialistas en protección civil, procedieron a evacuar a los niños al patio del lugar.
Posteriormente el personal de Protección Civil Municipal y bomberos, descartaron cualquier riesgo y las actividades volvieron a su normalidad. Aunque los profesores permitieron que aquellos padres de familia que quisieran llevarse a sus pequeños lo hicieran.