José Luis Moctezuma

El secretario de Salud, Salvador Escobedo Zoletto, confirmó que se mantienen medidas sanitarias en la comunidad de Xochitlán Todos Santos, donde cayó una tromba y resultaron afectados 450 personas y 150 viviendas.
Personal de los tres órdenes de gobierno, trabajan desde la tarde noche del miércoles en la limpieza de las casas que resultaron afectadas en la comunidad por
la lluvia y granizo que azotó al lugar.
El secretario de estado, en una breve entrevista, dijo que se han tomado las medidas necesarias para evitar el brote de alguna enfermedad.
Fernando Estrella Izaguirre, encargado de despacho de la dirección de Protección Civil, dijo que permanecen en la comunidad hasta que se mitigue la contingencia.
Las autoridades instalaron albergues para que las familias se alojen, mientras se realizan las labores de limpieza en las viviendas y calles.
Escobedo Soletto, dijo que están por iniciar campañas de vacunación en la zona.