• No hubo detenidos; los moradores de la casa indicaron que los agentes les dijeron que el operativo era contra piratería.
• Sólo se les vio salir con unas cajas sin que se conozca su contenido; también se dijo que se llevaron asegurados celulares de los habitantes de la casa.

Odilón Larios Nava.- Durante la madrugada de este jueves y hasta las diez de la mañana del mismo día, la Policía Federal de Investigación realizó un operativo de cateo en un domicilio particular del Fraccionamiento El Roble 1, en el Fovissste La María, en la junta auxiliar de San Jerónimo Caleras. De acuerdo con lo que indicaron los habitantes de la casa cateada, las autoridades federales buscaban piratería pero no encontraron nada y debieron irse prácticamente con las manos vacías.
A cargo de estas acciones estuvieron cerca de 30 elementos de la citada corporación los que arribaron al domicilio marcado con el número 1014-1 de la 8 Oriente, a bordo de dos camionetas con rótulos de la Policía Federal y cuatro vehículos oficiales.
Según los habitantes de la casa nunca les mostraron la orden de cateo pero les pidieron autorización para ingresar a la casa porque tenían denuncia de que ahí se vendía piratería. Después de que los policías se retiraron la familia mencionó que no hubo detenidos. Pero al salir los policías sacaron diversas cajas de las cuales se desconoce su contenido.
En el domicilio cateado los vecinos mencionaron que habita una familia que trabaja para el ayuntamiento de Puebla, de nombre Estela y Álvaro, a quienes describieron como personas tranquilas que no se meten con nadie.
Según algunas versiones extraoficiales los Federales no habrían encontrado piratería en la casa pero se habrían llevado asegurados los celulares de los moradores.