Por Patricia Moreno Sánchez

Los candidatos aspirantes a la gubernatura del estado deben apegarse a la ley electoral, y se conduzcan como servidores públicos y dejen las descalificaciones, espías y ataques personales que solo contaminan el proceso de campaña, pidió César Bonilla Yunes, vicepresidente del Consejo Coordinador empresarial (COE) quien cuestionó los apoyos que en cada elección se da a la población, al referir que una vez que pasa el proceso electoral, los ya funcionarios se olvidan de quienes le dieron su voto.

Recordó la entrega de pantallas el año pasado por parte del gobierno federal con el argumento del apagón analógico y en el caso de la entidad, una serie de regalos a estudiantes, descuentos en servicios como el agua y otros apoyos que consideró, tienen un fin electoral, de uno y otro nivel de gobierno.

Reiteró que aunque los candidatos ofrecen civilidad y respeto, quienes están como coordinadores, voceros o equipo de campaña, son los que se están encargando de descalificar a sus contrincantes y recurriendo a prácticas poco éticas que están dividiendo a los ciudadanos.