• Intentan disminuir los altos índices de desnutrición de los pequeños de esta zona

Por Diego Armando Cuautle

Como parte de su compromiso como becarios del programa Una Apuesta de Futuro, Guivini Erandi Palafox Tepizila, Galilea Márquez Rendón y Miguel Ángel Gómez Gaona, estudiantes de Medicina, Fisioterapia y Nutrición, respectivamente, desarrollaron el proyecto “Tlak Tla Ka latapa”, enfocado en la prevención de enfermedades a través del cuidado de la salud y que en totonaco significa “Estar Bien”.

“Tlak tla ka latapa”, se desarrolló en Huehuetla, Municipio de Puebla, con el objetivo de adecuar las necesidades de alimentación y de salud en general de los habitantes de esta comunidad, principalmente de infantes de primaria pues tenían como antecedente problemas de desnutrición.

El proyecto fue planeado durante un año académico, de Otoño 2017 a Primavera 2018, con la finalidad de implementarlo en Verano de 2018. Esta fue la primera vez que los jóvenes universitarios pisaron dicha comunidad, específicamente con niños de la Escuela Primaria Benito Juárez, ubicada en la Sierra Norte de Puebla.

Durante tres semanas, los jóvenes implementaron actividades para mostrar a chicos de primero a sexto de primaria, cómo debía ser una dieta balanceada, cuáles son los nutrientes que deberían consumir para evitar enfermedades y la importancia de la higiene bucal. Así mismo, éstos participaron a través de la elaboración de carteles para la prevención de enfermedades, mismos que enfocaron al cuidado de la salud, la alimentación, la higiene bucal y valores.

Pese a que los estudiantes no se encuentran de tiempo completo en Huehuetla, los profesores de la Escuela Primaria conservan el material didáctico que Erandi y sus compañeros diseñaron para iniciar su labor de consciencia entre los pequeños, razón por la cual, esperan que a su regreso su labor continúe vigente.

Su próxima visita está planeada para diciembre de este año, y será la etapa en donde podrán afinar el proyecto que estiman se extenderá a otros miembros de la comunidad pues aparte de trabajar en la prevención de enfermedades de los más pequeños, también pretenden trabajar en la educación financiera de los papás, pues al ser una comunidad marginada afecta directamente en la alimentación de los niños y en consecuencia, su rendimiento académico.

“Tlak tla ka latapa” pretende incorporar a chicos de servicio social para contribuir, de algún modo, con los pobladores de Huehuetla.  

Finalmente, Erandi Palafox invitó a la comunidad universitaria a desenvolverse de manera ética. “No existe únicamente crisis económica, también hay crisis sociales y debemos entender que éstas sólo se resuelven con solidaridad, con entregar una parte de nosotros a la comunidad, al trabajo comunitario, al trabajo en equipo o colaborativo”, acotó.