En el Octavo Campeonato Mundial Karate do Shitoryu vencieron en la final al equipo de Rusia y se llevaron a casa la medalla de oro
Dentro de la categoría juvenil, seis estudiantes de la Preparatoria Benito Juárez García ganaron medallas de oro, plata y bronce
Gracias a su excelente desempeño, esfuerzo y dedicación, el equipo femenil de Karate de la BUAP ganó el Octavo Campeonato Mundial Karate do Shitoryu, que tuvo lugar del 21 al 23 de octubre, en Monterrey, Nuevo León, en el que participaron más de 2 mil competidores de alrededor de 20 países, entre éstos Argentina, Canadá, Inglaterra, Japón y Rusia.
María Fernanda Rodríguez González, de la Licenciatura en Criminología, Arely Narcizo Martínez, de la Licenciatura en Cultura Física, y Adaly Francisco Lucero, egresada de la Preparatoria Benito Juárez García, integran el equipo femenil de Karate de la BUAP que representó a México en dicho torneo internacional, en el cual ganaron la medalla de oro al vencer al equipo de Rusia, en la categoría oficial de kata femenil por equipo, con un total de cinco banderas a cero.
“El equipo de kata está conformado por tres personas, quienes deben realizar una serie de movimientos de combate de forma sincronizada y en total armonía”, indicó Fernanda Rodríguez.
“Escuchar que todo el estadio vibraba con México en la final, así como ver la bandera nacional en pantalla y ser premiadas por nuestro esfuerzo, fue una sensación única y emocionante; algo que nos llenó de mucho orgullo”, expresó Adaly Francisco.
Arely Narcizo comentó que para representar a México en dicha competencia internacional, tuvieron que ganar diferentes competencias previas para ser las seleccionadas.
El equipo femenil de Karate de la BUAP lleva más de cinco años practicando esta disciplina, bajo una ardua preparación tanto física como mental, en la que entrenan de dos a tres veces a la semana, durante más de cinco horas.
En esta categoría, los preparatorianos compitieron contra más de 40 jóvenes de Alemania, Argentina, Guatemala, Venezuela y Japón, por lo que fue una experiencia inigualable para el equipo de la BUAP, que demostró superioridad al obtener varios primeros lugares.