El alcalde Tony Gali reiteró que la equidad social es su principal objetivo pues el bienestar de la población se traduce en mejores condiciones de vida para todos, desarrollo integral y tranquilidad.

Junto al ex alcalde de Medellín, Aníbal Gaviria, el Presidente Municipal participó en el Diálogo entre Puebla y Medellín: La Equidad como Prioridad de la Acción Local, dentro de Smart City Expo Puebla, donde subrayó la importancia de entender el crecimiento exponencial de las ciudades y cómo atender sus principales necesidades, pues el destino de los países depende de ellas.

Tony Gali subrayó que un tema central de su gestión ha sido el combate a la corrupción y la impunidad, la construcción de una nueva base económica y mantener la transparencia como pilar del quehacer público.

Recalcó que el principio de su gestión es construir una ciudad equitativa con un modelo de trabajo de afuera hacia adentro, es decir desde la periferia hasta el centro, para resarcir los rezagos en temas como la pobreza, educación, salud, vivienda, servicios públicos y otros.

Enfatizó que su política social es integral, incluyente y participativa. En ese sentido, citó logros como la instalación de 22 mil luminarias, la generación de más de 20 mil empleos, la operación de nueve unidades deportivas integrales, entrega de 22 mil créditos a mujeres emprendedoras, entre otros.

Comentó que la participación activa de la población influye de manera positiva, pues escuchar a la gente, comprometerse a resolver sus problemáticas y cumplir con acciones devuelve la credibilidad a las instituciones.

Aníbal Gaviria agradeció a Tony Gali por facilitar la realización de Smart City Expo Puebla como punto de encuentro para el intercambio de experiencias e ideas que favorezcan la innovación y la equidad social.

Expuso que Medellín es una ciudad con más de dos millones 400 mil habitantes y, al igual que la mayoría de comunidades de Latinoamérica, los dos más grandes problemas que lo aquejan son la violencia y la desigualdad.

En ese tenor, dijo que la innovación debe ocuparse como herramienta para construir ciudades más equitativas. Ejemplificó que entre 1990 a 2000 el 20 por ciento de la población en Medellín estaba en pobreza extrema y citó que de las 50 ciudades más violentas del mundo, 42 son de América Latina, cuatro de Estados Unidos y cuatro de África.

Añadió que los principios de gobierno deben basarse en rubros como la transparencia, no violencia, resiliencia e identidad y compartió 10 hechos en la construcción de una ciudad para la vida.

Entre ellos enlistó el sistema de transporte metrocable, las escaleras eléctricas en las zonas de difícil acceso, las denominadas UVA que son contenedores de agua fusionados como espacios públicos, los parques del río Medellín.

También el tranvía de Ayacucho, único con ruedas neumáticas que permiten escalar las montañas; el sistema de bicicletas públicas y la colocación del peatón y el ciclista en la punta de la pirámide de movilidad; la educación con 18 inmuebles para la primera infancia y las ciudadelas universitarias; el llamado distrito de innovación Medellinnovation, el Jardín Circunvalar de Medellín y el Jardín de Moravia que se transformó de un basurero a un espacio verde.

Ambos coincidieron en que la participación social es crucial para alcanzar el desarrollo integral de la sociedad y el bienestar colectivo.

En el encuentro también participó la conductora María Dolores Pellón, como moderadora.