• Anunció que en la creación del Nuevo Código Penal Único propondrá elevar las penas para quienes atenten contra elementos policiacos.

Al encabezar hoy la conmemoración del 89º Aniversario del Día del Policía Federal, el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto subrayó que esta corporación es un pilar en la construcción de un país más seguro, con justicia y con respeto a la ley.

En las instalaciones del Centro de Mando de la Policía Federal, ante 5 mil elementos de esta corporación y sus familias, secretarios de Seguridad Pública del país, Gobernadores y jefes de Policía internacionales, el Primer Mandatario les exhortó a que “sigan trabajando bajo esta mística: la del servicio. A entregarse a la vocación que cada uno de ustedes ha decidido tener: la de servir a México siendo Policía Federal”.

“En nombre de toda la sociedad mexicana, reitero mi reconocimiento y mi gratitud a toda la Policía Federal, a sus integrantes, mujeres y hombres, policías que sirven a México a través de darle seguridad a las familias mexicanas”. “Muchas gracias por su servicio a México”, reiteró.

Destacó que “tenemos retos muy grandes en seguridad; sólo podremos enfrentarlos con éxito si contamos con personal cada vez mejor preparado, que se conduzca con apego a los más altos valores éticos, y que anteponga siempre el bienestar de la sociedad”.

En este sentido informó que el Gobierno de la República retribuye a los policías federales con mejores salarios, prestaciones y capacitación.

“Es claro que necesitamos en todo el país policías mejor preparados, profesionales y cercanos a la ciudadanía. Por eso envié al Poder Legislativo la iniciativa de Mando Único Policial con el objetivo de transformar mil 800 cuerpos policíacos en 32 policías estatales únicas, profesionales, capaces y confiables”, señaló.

Expuso que “a la par de esta discusión legislativa, es imperativo que todos los estados asuman el compromiso de fortalecer sus instituciones de seguridad, con esfuerzos que vayan desde la capacitación y entrega de equipamiento, hasta los controles de confianza y la dignificación de la labor policial”.

También añadió que dio indicaciones al Secretario de Gobernación, al Comisionado Nacional de Seguridad y a la Consejería Jurídica para que “durante la elaboración de un Código Penal Único, se revisen a profundidad las agravantes en delitos cometidos contra policías y se hagan más severas las sanciones correspondientes”.

Finalmente rindió homenaje con la Condecoración Caballero Águila a quienes han fallecido en un acto heroico mientras cumplían con su deber, pues enfatizó que cada día integrantes de esta institución arriesgan su vida para lograr que calles, plazas y carreteras sean espacios seguros.