El presidente Enrique Peña Nieto resaltó los cambios que se han logrado concretar en los últimos 21 meses de gestión, así como la transformación que vive el país. Lo anterior al encabezar la Comida Anual con “Los 300 líderes más influyentes de México” que se llevó a cabo en el Auditorio Nacional, organizada por la revista Líderes Mexicanos.
Afirmó que las reformas estructurales aprobadas con el amplio debate del Congreso de la Unión, ampliarán aún más las oportunidades de los mexicanos para elevar la productividad y sobre todo tener una mejor calidad de vida.
El Jefe del Ejecutivo reflexionó sobre el tema de la corrupción. Recordó que en un encuentro con periodistas, expresó que este tema era un asunto cultural entre los mexicanos. Aseveró que para combatir este flagelo, se impulsó una reforma en materia de transparencia, con el objetivo de impulsar una nueva cultura ética en la sociedad mexicana.
Señaló que el combate a la corrupción parte de reconocer que es “un asunto de orden cultural y me sostengo en este dicho, porque estoy convencido de que el problema que tenemos parte primero de reconocer que es una debilidad de orden cultural”.
Acompañado por los presidentes de las Mesas Directivas del Senado, Miguel Barbosa; de la Cámara de Diputados, Silvano Aureoles; el ministro José Ramón Cossio, en representación del Ministro Presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación; indicó que esta debilidad no sólo es propia de México, sino que aquí tiene sus propias características y condiciones, “pero es un problema de orden humano”.
“Y para hacerle frente debemos de partir de reconocer esta debilidad. Y a partir del fortalecimiento de las instituciones que permitan combatir prácticas de corrupción, que permitan definir políticas que sirvan o inhiban las practicas, será como estemos avanzando realmente en la formación de una nueva cultura ética de la sociedad mexicana”.
El mandatario federal destacó las ventajas de las reformas estructurales recientemente aprobadas y reiteró su reconocimiento a todas las fuerzas políticas por ese logro, más allá del sentido de su voto, pues siempre hubo un ánimo constructivo que logró los respaldos mayoritarios para concretarlas.