Por Jesús Lemus/Puebla

El gobernador de Puebla José Antonio Gali Fayad, envió un paquete de cuatro iniciativas al Congreso del Estado de Puebla, que podrían ser dictaminadas antes del 31 de julio, día en que culmina el segundo periodo de actividades legislativas.

Las reformas planteadas son al Código Civil, Ley del Notariado, Ley de Derechos y Cultura de los Pueblos Indígenas, además de la Ley de Entidades Paraestatales.

Sin embargo, las primeras dos son las más trascendentales porque plantea criterios para registrar a los hijos en el Registro Civil, además de revisar el desempeño de los titulares de notarías.

El mandatario poblano establece en el artículo 64 del Código Civil, que los padres tengan un acuerdo en la forma de cómo quieren los apellidos del hijo que pretenden registrar.

En caso que no haya el acuerdo, será el Juez del Registro Civil quien se encargue de fijar el orden de los apellidos y será por orden alfabético de los nombres de los padres como se concrete el tema.

La reforma a la Ley del Notariado en su artículo 177, establece cómo será la forma de revisar el desempeño de los titulares en caso que haya quejas reiteradas a su labor.

Será la Secretaría General de Gobierno (SGG) el que elija a un interventor que haya aspirado a una patente de notaría, quien se encargará de investigar al titular del espacio, sin derecho a que siga despachando al frente del puesto.

Los gastos que represente ese interventor, serán subsanados por el titular de la notaría sin importar que no esté operando al frente de la patente y hasta concluir la investigación.

La Ley de Derechos y Cultura de los Pueblos Indígenas, además de la Ley de Entidades Paraestatales, también se analizará por parte de los diputados locales en los siguientes días y tienen como objetivo proteger las diversas lenguas que se hablan en el territorio poblano y la forma en cómo se revisarán las cuentas públicas de las paraestatales.