• El rector Alfonso Esparza destacó la labor de cada uno de los académicos que han hecho de la institución una de las mejores del país

Por Diego Cuautle

En una ceremonia encabezada por el rector Alfonso Esparza Ortiz, en la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), se hizo entrega de 172 definitividades a académicos del nivel medio superior, de especialidad, superior y también de horas clases, entre ellos Beatriz Gutiérrez Müller, esposa del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

Durante dicho eventos que se realizó en el Salón Barroco del Edificio Carolino, Esparza Ortiz destacó que del total de profesores reconocidos, nivel licenciatura son 15, cuatro en especialidad, 98 con maestría y 55 con doctorado.

“Este programa beneficia a docentes que cumplen con el reglamento de ingreso a través de proceso abierto y transparente como se ha dado muestra a la sociedad, ellos ingresan a un proceso de dictaminarían para que puedan tener acceso a las definitividades en su nivel de ejercicio” destacó.

Cabe señalar que en la pasada Sesión del Consejo Universitario, se aprobó por unanimidad entregar las más de 170 definitividades, y entre ellas Gutiérrez Müller quien es de tiempo completo Nivel A en el Instituto de Ciencias Sociales y Humanidades (ICSyH).

Todos ellos, forman parte de la lista de la convocatoria “Evaluación Curricular 2019, para el Otorgamiento de Definitividades de Personal Académico” y que cumplieron con los requisitos como perfil académico reconocido por la Secretaría de Educación Pública (SEP) a nivel federal y de otras instituciones.

Al respecto, el rector indicó que para ser acreedor a la definitividad, el académico debe tener una antigüedad mínima de cinco años al 31 de diciembre de 2019 y haber trabajado en los periodos primavera y otoño de forma ininterrumpida para obtener una plaza académica de la universidad.

“Fue a través de un proceso abierto y transparente como ya se ha dado nuestra a la sociedad y en donde las condiciones de determinación que así lo señalan. Es el único mecanismo para que los académicos accedan a la definitividad de tal manera que también reconoce el desarrollo de sus capacidades lo cual repercute en la calidad de enseñanza que les damos a nuestros estudiantes”, comentó.

Finalmente dijo que los académicos son la columna vertebral de nuestra institución pues son quienes conducen y acompañan la formación de nuestros estudiantes, quienes generan y transmiten el conocimiento científico, tecnológico y humanístico aportando así al desarrollo de la sociedad.