• Se presume que se tratan de los “levantados” el pasado martes en Cuautlancingo.
• Los cuerpos fueron hallados en tambos de 200 litros, cubiertos por ácido.

Odilón Larios Nava.- Encuentran diez cuerpos desmembrados dentro de tambos llenos de ácido en el paraje denominado Yepaxotla, en la comunidad de Domingo Arenas. Se piensa que puede tratarse de las personas que fueron “levantadas” en Cuautlancingo el pasado martes por la madrugada.
Los hechos ocurrieron la tarde del pasado jueves cuando campesinos de la zona dieron aviso a las autoridades sobre el hallazgo de los tambos con su contenido en campos de cultivo, cerca de una choza. Se presume que se trata de las personas que fueron levantadas el pasado martes por la madrugada en el palenque de Cuautlancingo.
En la choza se localizaron cinco de los tambos, a cincuenta metros se encontró otro contenedor más y a una distancia similar otros cuatro tinacos.
Se sabe que los cuerpos estarían plenamente identificados porque fuera de los tambos les dejaron las ropas e incluso identificaciones, aunque los nombres de estas personas no fueron revelados por el hermetismo con que la Fiscalía General del Estado (FGE) trató el caso.
La ropa que se encontró en el lugar es ropa tipo vaquera y otros objetos del mismo estilo, lo que podría ser un indicio que fortalezca la hipótesis de que los muertos son las personas que fueron privadas de la libertad en el palenque de Cuautlancingo.
El sitio estuvo resguardado por policías ministeriales del Grupo Especial, así como elementos de la comandancia de Huejotzingo y san Pedro Cholula, policía municipal de Domingo Arenas, policía estatal y del Ejército Mexicano, también resaltó la presencia de agentes de la Drug Enforcement Administration (DEA), o departamento antidrogas.
La presencia de la DEA apunta a que la ejecución de los diez hombres es por un asunto de narcotráfico y que entre los muertos puede encontrarse personajes ampliamente buscados por las autoridades.
Cabe señalar que los vecinos del lugar confirmaron que la movilización policial comenzó alrededor de las cinco de la tarde, minutos después de que un campesino reportara los tambos y avisara que estaban llenos de sangre.
Hasta el cierre de esta edición la Fiscalía General del Estado (FGE) no había emitido ningún comunicado al respecto de lo ocurrido. Tampoco confirmó o descartó que se tratara de las personas que fueron privadas de la libertad en Cuautlancingo.

FGE MONTÓ RETENES PARA IMPEDIR QUE PRENSA INFORMARA LO OCURRIDO

La Fiscalía General del Estado (FGE) violando la libertad a informar de la prensa poblana, realizó un bloqueo que hizo que los representantes de la prensa poblana se quedaran a kilómetros del lugar donde se encontraban los cadáveres entambados.
Incluso colocaron retes en la carretera Huejotzingo-Nealtican, en donde literalmente decían tener el mandato de no permitir que “Prensa” pasara. El resto de los automovilistas y personas podría transitar libremente por la carretera pero “no prensa”, en un afán de las autoridades estatales por esconder los hechos de violencia extrema que ocurren en la entidad.

ESTE JUEVES SE DEFINIÓ SITUACIÓN JURÍDICA DE LOS VIENE-VIENE DETENIDOS

Según lo informó el fiscal general Víctor Antonio Carrancá Bourget, este jueves expiró el plazo constitucional para determinar la situación legal de los seis viene-viene detenidos. Es decir si eran consignados o se les otorgaba la libertad caucional. Hasta el cierre de esta edición no se había dado a conocer la determinación del Ministerio Público.