Para mejorar los servicios y optimizar recursos, el gobierno del estado invertirá este año 200 millones en el Hospital del Niño Poblano el cual no desaparece sino que se transfiere a los Servicios de Salud del Estado de Puebla , afirmó el gobernador Rafael Moreno Valle.
Entrevistado en medio de una gira de trabajo por el municipio de Tochimilco, el jefe del ejecutivo estatal refirió que el gobierno se encuentra comprometido con los derechos laborales por lo que se realizarán los mejores esfuerzos para garantizar la estabilidad de los trabajadores que pasarán a formar parte de la propia Secretaría de Salud conservando sueldo, antigüedad y prestaciones.
La transferencia se hace en términos de la legislación aplicable y permitirá su fortalecimiento mediante el acceso a recursos del Seguro Popular y el aprovechamiento de las estructuras y procesos institucionales, abundó el mandatario estatal en torno al decreto de supresión del HNP aprobada por el Congreso del Estado.
Esta medida consolida acciones para fortalecer los servicios públicos otorgados en la entidad, con el fin de eficientar y optimizar los recursos humanos, técnicos, y la infraestructura de salubridad, en favor de la sociedad en general.
Al integrarse el HNP a los SSEP se fortalecerá la infraestructura mediante la inversión directa para rehabilitar integralmente el hospital y con acciones de equipamiento. En breve se publicará una licitación pública con este fin.
Mediante este esquema de simplificación administrativa y rediseño institucional, se mejorará la atención a la población infantil en todos los aspectos preventivos, curativos y de rehabilitación, principalmente a la de escasos recursos.
El gobernador insistió que en este nuevo esquema se aplicarán recursos del orden de 200 millones de pesos para mejor los servicios que se ofrecen en este noble institución creada y construida durante la administración del gobernador Mariano Piña Olaya.