• Se trata de tres integrantes de una familia que fueron ejecutados a balazos; los cuerpos los dejaron dentro del propio carro de las víctimas.
  • Los ahora occiso eran conocidos como comerciantes del mercado Morelos; las autoridades siguen varias líneas de investigación.

 

Odilón Larios Nava. – Una mujer, su hijo y su cuñado, fueron ejecutados con armas de grueso calibre. Sus cuerpos fueron hallados dentro de su propio vehículo Ford, Mondeo, blanco con placas de Tlaxcala, el cual fue abandonado en la colonia Gonzalo Bautista. La mujer y su hijo estaban en el asiento trasero, y el otro hombre en la cajuela. Se presume que ese es solo el lugar en donde fueron a abandonar el carro y los cuerpos, y que habrían sido ejecutados en otro lugar.

Llamó la atención de los agentes investigadores que, al lado de la puerta del copiloto, y a unos cuatro metros atrás del carro se hallaron guantes quirúrgicos, como si alguno de los responsables de ir a “sembrar” ahí el carro los hubiera utilizado para no dejar huellas. Esos guantes fueron embalados después por los peritos como parte de los indicios.

Trascendió que los ejecutados son comerciantes de piratería en la colonia Lomas 5 de Mayo y en el mercado Morelos. Los ahora occisos fueron identificados como Janet Bautista Salazar de 46 años, su hijo Francisco Javier Hernández Bautista, de 21 años, y Artemio Hernández García, de 43 años, este último, según fuentes extraoficiales, sería militar retirado.

Durante las diligencias del levantamiento del cadáver, los agentes y peritos se percataron que el carro tenía 29 balazos, la mayoría de ellos en la parte trasera y en el costado izquierdo. Al menos se le observaban 29 impactos de bala en diferentes partes de la carrocería.

Por el sitio en donde estaban los hoyos que dejaron las balas, se presume que fueron perseguidos a balazos hasta que los alcanzaron y ejecutaron, después los verdugos habrían llevado el carro hasta la calle de terracería que corre a un lado de la barranca entre la calle Nogal y calle 4, de la mencionada colonia.

Se presume que el carro fue abandonado en ese lugar por la madrugada. El vehículo no tenía el parabrisas trasero, en su lugar tenía plásticos negros de bolsas de basura pegados al auto con cinta negra.

Los vecinos se percataron de la presencia del auto por la mañana, y al acercarse a ver de cerca la unidad sospechosa se percataron que en el asiento trasero había un hombre y una mujer muertos, por ello alertaron a las autoridades.

Policías municipales llegaron para acordonar el área y posteriormente los agentes especializados en investigación de homicidios se hicieron cargo de la situación. Cuando estos últimos revisaron el auto por completo, se percataron que dentro de la cajuela había otro cadáver, correspondiente a un masculino.

De acuerdo con reportes policiales, todos los occisos presentaban impactos de arma de fuego en diversas partes del cuerpo. Se presume que fueron ultimados en otro sitio y que el lugar de intervención es solo el sitio en donde abandonaron el carro con los cuerpos.

 

FAMILIARES LOS IDENTIFICAN

 

Una vez que la información se difundió en redes sociales, la familia se enteró y arribó al lugar. Indicaron que tres de sus familiares estaban desaparecidos desde la tarde del domingo y que el auto correspondía con las características de la unida en que viajaban.

Los ahora occisos fueron vecinos de la colonia Lomas 5 de Mayo, y según los primeros reportes vendían piratería en un esa colonia y en el mercado Morelos.

Versiones policiales indicaron que el móvil puede ser un ajuste de cuentas entre probables vendedores de drogas, esto partiendo de la forma en cómo fueron ejecutados, el lugar en donde fueron abandonados y otros indicios.

Sin embargo, otra versión indicó que pudo tratarse solo de un pleito de borrachos, por una discusión con otros sujetos de la colonia Lomas 5 de Mayo, porque el carro Mondeo obstruía la salida de un domicilio.

Personal de la Fiscalía General del Estado inició las investigaciones del caso dentro de la carpeta de investigación 12308/2018 de la Zona Centro. Trascendió, que derivado de las primeras investigaciones habrían dado con la identidad de los probables responsables y que los agentes están cerca de capturarlos.