+ Daniel Concha Ruiz, con su equipo, ganó el segundo lugar, categoría “Emprendimiento”, con un proyecto sobre migración de retorno

Daniel Concha Ruiz, egresado de la Facultad de Ingeniería Química de la BUAP, fue uno de los jóvenes que, con su equipo, obtuvo el segundo lugar en la categoría “Emprendimiento” del programa Talentum-Universidad: Los líderes que nos hacen falta, edición 2017. “México: ¿Qué hacer ante un mundo cambiante?”, iniciativa para impulsar el talento universitario, a través de la generación de propuestas de impacto social.
Asimismo, como una forma de incentivar a que más estudiantes se interesen en crear proyectos en beneficio de la sociedad, el joven de 23 años fue nombrado embajador del programa Talentum-Universidad, impulsado por el Programa Interdisciplinario sobre Política y Prácticas Educativas (PIPE), del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), con la participación de la SEP y Santander Universidades.
Daniel recibió un reconocimiento a título personal y otro a nombre de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, el cual entregó al Rector Alfonso Esparza Ortiz, por su participación en esta convocatoria a través de sus estudiantes.
En el citado programa fueron seleccionados 60 estudiantes de entre 14 mil aspirantes en el país. Daniel y su equipo –estudiantes de otras universidades- estuvo en este grupo privilegiado. Juntos diseñaron y presentaron un proyecto enfocado en la migración de retorno, en específico jóvenes que estudiaron en Estados Unidos y que por diversas razones no continuaron su formación en este país.
“Creamos una asociación civil de apoyo a chavos que se encontraban en esta situación, para ayudarlos a incorporarse a la sociedad. El trabajo lo llevamos a cabo en Michoacán, un estado con un gran índice de migración de retorno en épocas universitarias”, explicó.
Para ello, aplicaron entrevistas a los jóvenes con el fin de conocer su perspectiva, debido a que gran parte de ellos no se sentía identificado con su nuevo entorno; también, se les brindó apoyo psicológico, se les dio un acompañamiento para la realización de trámites y clases de español.
Para el desarrollo de proyectos del programa, enfocados en las áreas de economía, educación, problemáticas sociales y medio ambiente, los 60 seleccionados fueron agrupados en 15 equipos, de cuatro integrantes cada uno, y cursaron una serie de talleres y conferencias en la Ciudad de México, impartidos por especialistas y ejecutivos de empresas.
Durante una semana viajaron a la Universidad de Pittsburgh y a la Universidad de Carnegie Mellon, ambas con sede en Pensilvania, donde acudieron a conferencias y talleres llevados a cabo por líderes y expertos que los asesoraron para impulsar estrategias y planes para sus trabajos.