Dulce Gómez

El candidato a la presidencia municipal de Puebla, Eduardo Rivera Pérez, aplaudió la resolución de un juez federal que lo liberó del proceso de inhabilitación por 12 años y una multa emita desde el Congreso del Estado, y afirmó que la verdad fue su mejor defensa.

En conferencia de prensa, arropado por la dirigencia estatal del PRD, el panista aseguró que con dicha determinación “ganó” y con ello no tendrá impedimento para participar en los comicios electorales de este año.

“Es decir una sola palabra ‘ganamos’. Ganamos y siempre lo dije, la verdad es la mejor defensa. Este fallo deja sin validez cualquier descalificación, las del pasado y las que puedan venir en un futuro y deja sin efectos la inhabilitación, la multa y el embargo que se hizo de mi casa. La defensa de la legalidad no tiene color ni partido y este es un precedente en la lucha por los Derechos Humanos y el Estado de Derecho y será un referente en la fiscalización de los estados”, subrayó el ex alcalde capitalino.

Además, resaltó que esperará la postura del Poder Legislativo Local para que acate la determinación del juez y eche para atrás el proceso en su contra.

En abril del año pasado los diputados locales votaron a favor de la inhabilitación por 12 años y una multa de 25.5 millones de pesos contra Eduardo Rivera por posibles anomalías en su cuenta pública de 2013 cuando era presidente municipal de Puebla.

Al final, afirmó que no guarda rencor y está dispuesto a dejar de lado este conflicto en favor del proyecto que busca encabezar en el Ayuntamiento de Puebla en caso de ganar las elecciones.

“Cuando hay un propósito mayor yo sí estoy dispuesto a dejar de lado esas diferencias pero cada quien debe asumir su responsabilidad, pero dejar a lado no quiere decir que lo que se hizo se haya hecho bien”, apuntó.