Por Jesús Lemus/Puebla

 

El candidato del PRI a la gubernatura de Puebla, Alberto Jiménez Merino, señaló que la dirigencia estatal se encargará de resolver el problema que hay con algunos priistas que están operando en contra de la campaña y echan “tierra a su candidatura” para que gane en junio próximo.

Recriminó que algunos ediles emanados del PRI estén apoyando a otro candidato en este proceso electoral, provocando que estos militantes echen tierra a su campaña y al partido que les brindó la oportunidad de ser alcaldes.

Mencionó que no será su asunto resolver esos problemas con los ediles del partido, dejando en claro que su obligación es continuar con su campaña de tierra para sumar más adeptos rumbo al 2 de junio.

“No es asunto del candidato, sino del presidente del partido y secretaria general y todo el PRI estará atendiendo este tipo de situaciones. Yo estoy enfocado en mi campaña y eso continuaré hasta que llegue el momento de las votaciones”.

Considero que pese a los escenarios adversos que se enfrenta, podrá ganar sin problema las elecciones de junio, cuando también se votarán cinco presidencias municipales en Ahuazotepec, Cañada Morelos, Mazapiltepec, Tepeojuma y Santa Clara Ocoyucan.