Por Angélica Patiño Guevara/Puebla.- Antes del uso de la fuerza pública, se debe de privilegiar el diálogo con los tres presidentes auxiliares que han decidido detener la apertura desde los registros civiles en sus demarcaciones.
Así lo consideró el presidente de la Comisión de Gobernación en el Cabildo poblano, Oswaldo Jiménez López quien refirió que se debe de agotar el diálogo con los representantes de San Miguel Canoa, La Resurrección y Santa María Xonacatepec, para lograr una solución, pues se está afectando a la propia comunidad.
“Lo que es necesario es instalar el servicio y apelar a la prudencia y a la sensibilidad de estos presidentes para que el servicio se siga prestando. Lo que si te puedo comentar es que debemos agotar el dialogo, estamos en constante comunicación y platicas con estos presidentes para que se pueda restablecer el servicio”.
Enfatizó que la molestia principal de los ediles subalternos es que se quedaron sin ingresos tras la aplicación de la ley que prohíbe cobrar por la expedición de actas del registro civil.
Al final, sostuvo que los presidentes auxiliares son funcionarios públicos y ellos al igual que cualquier otro miembro del ayuntamiento, están sujetos a las sanciones que marca la ley.