Al inaugurar la Interconexión Segundo Piso a la Caseta Tlalpan, que permite ahorrar hasta 45 minutos en el trayecto de la salida a Cuernavaca a la salida de Querétaro, el Presidente Enrique Peña Nieto resaltó que el Gobierno de la República “está destinando importantes esfuerzos e inversiones para modernizar la conectividad de la capital del país y de toda la Zona Metropolitana de la Ciudad de México con el resto de la República”.

“No ha habido inversión en los últimos años tan importante como la que se ha realizado, y la que se proyecta realizar de aquí al término de esta Administración, para modernizar los distintos accesos que hay a la ciudad capital y su Zona Metropolitana”, señaló.

Refirió que “se prevé una inversión de más de 35 mil millones de pesos al norte, sur, oriente y poniente de la Zona Metropolitana de la Ciudad de México”.

El Primer Mandatario destacó las obras que se han realizado, las que están en proceso, y las que están por iniciar para modernizar la conectividad de la capital del país en sus 4 ejes al norte, sur, oriente y poniente.

El Titular del Ejecutivo Federal subrayó que el suyo es un Gobierno “que ha dedicado importantes esfuerzos al desarrollo de infraestructura en todo el país: 28 de las 52 autopistas que hemos comprometido ya se han concluido”.

“Hemos venido modernizando la red carretera en toda la geografía nacional. Y para el centro del país, particularmente para la ciudad capital y su Zona Metropolitana, estamos haciendo importantes esfuerzos para modernizar, ampliar y construir nuevas autopistas, nuevas arterias viales que hagan mucho más cómodo, mucho más seguro y mucho más rápido el flujo vehicular de quienes transiten por estas vías”, reiteró.

El Presidente Peña Nieto dijo que la obra inaugurada hoy acredita “el compromiso que hay de parte del Gobierno de la República para seguir desarrollando infraestructura que derive en mayor competitividad para el país, pero sobre todo en condiciones de mayor bienestar para las familias mexicanas, para darles calidad de vida a través de tener una mejor infraestructura por la que puedan transitar de manera mucho más segura y mucho más rápida”.

Agregó que “la buena coordinación de esfuerzos entre distintos órdenes de Gobierno. Más allá de cuál es el origen partidario de quienes hacemos gobierno, es claro que la relación entre el Gobierno de la República y el de la Ciudad de México, como la que tenemos con otros gobiernos, es de coordinación, de privilegiar los esfuerzos para que realmente podamos concretar obras que sean en beneficio para la sociedad mexicana en distintas partes de la geografía nacional”.

Agradeció la apertura y la disposición que ha habido por parte del Gobierno de la Ciudad de México, y de otros Gobiernos, “con quienes hemos establecido esta condición imperante, pero también esta disposición para cerrar filas en favor de preservar, en primer lugar, la estabilidad económica de nuestro país, y asegurar que sigamos trabajando por una mejor nación”.