A diferencia de lo que sucede con empresas dedicadas a la elaboración de bebidas y alimentos, las compañías del ramo metal- mecánico no prevén recortes este año, a pesar de las nuevas disposiciones fiscales.
En entrevista, Carlos Fernández Suárez, vicepresidente de dicho sector de la Cámara Nacional de la Industria de la Trasformación (Canacintra), afirmó que los empleos que las 180 empresas afiliadas generan, están asegurados.
Indicó que en total serán más de dos mil los trabajadores que mantendrán su empleo, pues la reforma, la alza de insumos y de energéticos no genera mayores problemas a las empresas del ramo.
No obstante, reconoció que las industrias dedicadas a la elaboración de bebidas y alimentos sí están enfrentando una etapa complicada, donde han tenido que recurrir al recorte de sus plantillas por la baja de sus ingresos.
Fernández Suárez señaló que en su momento, el sector que él representa en la cámara tuvo también complicaciones el año pasado cuando se redujo el consumo del acero.
El industrial recordó que ello provocó la caída de un 10 por ciento en los niveles de producción de las firmas, y hasta reajustes en algunas empresas que no soportaron el declive de las ventas en el mercado.