• El hombre de 44 años de edad, ya había contratado una empresa de servicios funerarios.

Odilón Larios Nava.- Hombre de 44 años de edad, terminó con su vida pegándose un tiro en la cabeza. Había dicho a su familia que tomaría esa determinación, así que ya estaban enterados, sólo que ignoraban cuándo lo haría. Trascendió que al hacerlo estaba alcoholizado y además tenía problemas personales.
Lo anterior fue reportado al 911 este lunes alrededor de las 11 de la mañana. Una llamada indicó que en un domicilio de la calle san Isidro esquina con santa Lucía, en la colonia santa Lucía, al sur de la ciudad de Puebla, se había registrado un suicidio.
Personal de la Policía Municipal del Sector 6, acudieron al llamado de auxilio y confirmaron que había un hombre aparentemente muerto, paramédicos de SUMA a bordo de la ambulancia 033, corroboraron lo anterior.
El hoy occiso fue identificado por sus familiares como Enrique M. R., de 44 años de edad. De acuerdo con fuentes extraoficiales, Enrique había dicho a sus seres queridos que se quitaría la vida, por lo que sabían que eso pasaría pero ignoraban cuándo.
Las fuentes consultadas indicaron que Enrique estaba bajo los efectos del alcohol cuando tomó la determinación, también señalaron que tenía problemas con un familiar cercano.
Agentes Estatales de Investigación realizaron las diligencias del levantamiento del cadáver e iniciaron las investigaciones de rigor.
Trascendió que este hombre incluso ya había pagado sus servicios funerarios, teniendo consciencia de lo que haría, para no causar problemas a sus familiares.