El Presidente Municipal, Luis Banck, encabezó la Mesa de Seguridad y Justicia que se lleva a cabo semanalmente en coordinación con la Fiscalía General del Estado y el Tribunal Superior de Justicia del Estado.

Durante la semana del 23 al 29 de julio, se reportaron 65 casos de probables responsables detenidos por la SSPTM y la SSP. La mitad de los asegurados aceptaron consumir algún tipo de droga.

Gracias al trabajo coordinado entre los tres poderes y órdenes de gobierno, se logró que en esta semana 8 de cada 10 delincuentes pagaran las consecuencias de sus actos, mediante un acuerdo reparatorio o en prisión.

El alcalde Luis Banck, agradeció el trabajo de quienes forman parte del ejercicio, especialmente de los Jefes de Sector por estar cerca de los ciudadanos y trabajar en equipo con ellos para mejorar las condiciones de seguridad.

Asimismo, los exhortó a no bajar la guardia, y a redoblar esfuerzos a favor de la tranquilidad de las familias que viven y visitan la ciudad.

Jesús Soto, colaborador de la Cruz Roja Mexicana, quien asistió como invitado especial, reconoció la coordinación, esfuerzo y compromiso de los servidores públicos, además aplaudió la iniciativa de trabajar junto con los ciudadanos. “Me gusta saber que muchas detenciones surgen de la organización vecinal, nunca se había visto que la policía trabajara en equipo con los ciudadanos”, subrayó.

Durante la reunión destacó la detención de una persona por robo de autopartes en el Centro Histórico. El responsable tiene antecedentes penales, además de consumir heroína y marihuana. Ya se encuentra en prisión.

De igual manera, elementos de la Policía Municipal aseguraron en la colonia Resurgimiento a dos posibles responsables por robo de negocio; uno de ellos tiene registros penales y ambos consumen estupefacientes como marihuana y heroína. Hoy, ya se encuentran en prisión.

Además, en coordinación con la Fiscalía General del Estado, Policías Municipales, detuvieron en la Margarita a 4 personas por el homicidio de un hombre en Bosques de Manzanilla, posesión ilegal de arma de fuego y cohecho. Tres de los probables delincuentes están en la cárcel.