La novena fecha de la Copa Mother’s el “Gran Premio Pedro Rodríguez” no resultó del todo como el piloto poblano Irán Sánchez pensó, pues luego de un abandono por pinchadura de llanta en la primera prueba, hizo una gran remontada en la segunda manga para finalizar con un quinto lugar dentro de la clasificación general en el Autódromo “Moisés Solana” de Pachuca, Hidalgo.
“Fue una carrera complicada en Pachuca, tuve un problema en el primer heat con una llanta, lo que me llevó a abandonar la carrera. En el segundo heat arranqué desde la penúltima posición, remonté hasta la quinta con un problema en la dirección, se puso muy dura porque se averió el sistema asistido”.
El corredor reconoció que en esta ocasión los fierros le jugaron una mala pasada, pues si bien su equipo de mecánicos trató de poner el auto a punto para encarar la segunda carrera, hubo consecuencias que se reflejaron en el manejo del bólido, lo que para él ya quedó totalmente en el pasado y es momento de ver hacia delante con miras a la última fecha del campeonato.
Y es que aún con serias posibilidades de consumar una campaña exitosa, el representante del Tiger Barmicil Racing Team confía en llegar a tope a la cita en la Ciudad de México el 12 de noviembre, lo que para él representa una gran oportunidad de subirse una vez más al podio, ya que ello le permitiría cerrar en el top 3 de su categoría, la de los Súper Turismos 1.
Para ello, ya su escudería trabaja a toda marcha en el taller con la única intención de reparar los daños que se originaron en territorio hidalguense, a fin de iniciar las pruebas pertinentes a un mes de celebrar la décima jornada del circuito, en el que se anticipa una batalla reñida de principio a fin.