Por Ana Ruiz/ Puebla

La industria textil es el sector donde ha habido mayores complicaciones para llegar a acuerdos salariales, pues las propuestas de los patrones apenas representan la mitad de las aspiraciones salariales de los trabajadores.
Así lo dejó ver el secretario general de la Confederación de Trabajadores de México (CTM), Leobardo Soto Martínez, quien dijo que los obreros aspiran a aumentos salariales en el orden del siete u ocho por ciento, mientras que los empresarios solo ofrecen 3.5 por ciento.
Indicó que las reuniones continuarán en próximas fechas ya que el año pasado los incrementos promedio que recibieron los trabajadores del ramo oscilaron en 5.5 por ciento.
Actualmente, detalló el además diputado local del Partido Revolucionario Institucional (PRI), hay seis mil agremiados en el sector textil, los cuales laboran en 22 compañías distintas al interior del estado de Puebla.
Precisó que en las primeras semanas de este año la central obrera que representa debe trabajar en buscar aumentos salariales de alrededor del ocho por ciento con 350 empresas cuyos contratos colectivos pertenecen a la CTM.
Soto Martínez reconoció que uno de los sectores en donde los cetemistas han obtenido los mejores incrementos, cercanos al siete por ciento directo al salario, es el automotriz, beneficiando a 460 trabajadores.