• Beneficia a trabajadores que perciban un salario máximo de 7 mil pesos y coticen en el Infonavit.

 

Con una bolsa de 50 millones de pesos, el Gobierno del Estado inició con el proceso para que trabajadores que perciban un salario máximo de 7 mil pesos y coticen en el Infonavit, puedan obtener un subsidio para la adquisición de una vivienda.

 

Para ser uno de los acreedores de este beneficio, los interesados deberán acudir a la Ventanilla 40 de la delegación del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores en Puebla, Tehuacán y Teziutlán, para solicitar información y ser precalificados.

 

Además del subsidio de 50 mil pesos para la compra de una casa o departamento nuevo, habrá aportaciones de los desarrolladores de la Cámara Nacional de Promoción y Desarrollo de la Vivienda (Canadevi) que se reflejarán en los precios finales a los derechohabientes.

 

Son mil acciones de vivienda las que se detonarán para reactivar la economía del estado, apoyar al desarrollo de hogares dignos y a la economía de las familias.

 

Cabe destacar que la disponibilidad de viviendas incluye a los municipios de Huejotzingo, Puebla, San Martín Texmelucan, Tehuacán y Teziutlán, entre otros.

 

Con este programa el Gobierno del Estado de Puebla y los empresarios de la vivienda agrupados en la Cámara Nacional de Desarrollo y Promoción de la Vivienda (Canadevi), unen esfuerzos para beneficiar a las familias de las trabajadoras y trabajadores que por sus ingresos difícilmente tendrían acceso a los créditos para la vivienda Infonavit.

 

La secretaria de Economía, Olivia Salomón, afirmó que este apoyo otorgado por el Gobierno el Estado busca potenciar los montos máximos de crédito para los derechohabientes de Infonavit, al crear fórmulas para que trabajadores con ingresos inferiores a 7 mil pesos tengan acceso a financiamiento.

 

El delegado de Infonavit en Puebla, Tony Kuri Alam, explicó que solamente se aplicará un crédito por vivienda, que debe ser nueva.

 

Además, sugirió a los derechohabientes que no confíen en “coyotes” que les pidan dádivas con el pretexto de que les agilizarán los trámites, cuando estos