Por Patricia Moreno Sánchez

 

En la Clínica del Dolor del IMSS se atienden alrededor de 10 pacientes diariamente con un dolor incontrolable, y de estos al 50 por ciento se les aplica morfina o sus derivados, informó la directora Silva Vázquez González.
Explicó que a esta clínica del dolor llegan pacientes diagnosticados con un dolor crónico y requieren recibir un tratamiento de forma disciplinaria.

Explicó que con este proyecto se busca atender de forma correcta todos los síndromes dolorosos que se presentan en el paciente que sufre una enfermedad crónica, autoinmune o por reacciones secundarias de la longevidad.

Comentó que la Clínica del Dolor se inició en Puebla en el 2011, por el aumento de las enfermedades crónico – degenerativas, y el dolor que le produce al paciente, como el dolor musculo-esquelético, genera a su vez dolor neuropático, que es uno de los dolores de más difícil tratamiento. Así como enfermedades oncológicas avanzadas que provienen de enfermedades.

 

TESTIMONIOS

En esta rueda de prensa, se presentaron dos testimonios de personas que han sido atendidas en esta clínica como el caso del señor Adolfo Ixhauatl, quien ingreso por un dolor rombal que le genero dolor neuropático, y recibió un tratamiento analgésico y después de estar internado fue dado de alta y continúa su tratamiento en su domicilio.

“Yo comencé a sentir un fuerte dolor con descargas eléctricas, que no me permitía caminar y me obligó a permanecer acostado, hasta que inicie el tratamiento y por ello agradezco a los médicos del IMSS”, comentó.

Otro testimonio, fue el de la señora Concepción Reyes, que padeció cáncer terminal y gracias a los especialistas del IMSS, logró un final asistido, es decir, con un tratamiento especial logró pasar sus últimos días de forma tranquila y sin dolor, así lo comento su hermana Elena.

“Aquí en el IMSS, gracias a Dios, le brindaron la ayuda oportuna a mi hermana bajo un proceso coordinado para disminuir su dolor, en esta clínica se ayuda a los pacientes, que pese a la enfermedad logren llevar una mejor calidad de vida”, afirmó.

Por último, la especialista comentó que esta clínica del dolor es la única en el instituto de la delegación Puebla, sin embargo, el ISSSTE y Salud estatal cuentan con sus propias clínicas, en tanto que a nivel nacional el IMSS registra varias clínicas en las cuales se atiende a los pacientes con un dolor crónico.