Protección Civil del Municipio de Puebla clausuró el área externa de la Central de Abasto por carecer de medidas de seguridad y plan de contingencias, tras el incendio que se originó y terminó con 15 puestos, dos camiones y toneladas de cajas de madera, guacales, informó el alcalde Tony Gali quien indicó que se han tomado acciones para beneficiar esa zona comercial, instalando cámaras de video vigilancia.
El presidente municipal, Antonio Gali Fayad informó que están contabilizando los daños finales del lugar tras el siniestro presentado el lunes por la noche.
En entrevista, señaló que no hubo pérdidas humanas que lamentar, sin embargo sí se analizan sanciones al lugar porque es la segunda ocasión que ocurre una situación similar.
“Está clausurado, y a las seis y media de ella mañana se retiraron los bomberos, pedí que fuera sellado el lugar en lo que dictamina protección civil. No hubo lesionados, siguen determinando qué lo causó, esta es la segunda ocasión que se presenta en el lugar, por lo pronto está clausurado y podría haber multa porque no contaba con los elementos necesarios”.
Gali subrayó que seguirán los trabajos en la central de abastos a fin de mejorar sus condiciones tal y como se ha hecho desde que inició la actual administración con la pavimentación en el área de andenes.
Agregó que también se instalaron cámaras nuevas de video vigilancia en el lugar con aportación de los propios empresarios y el municipio, a fin de evitar los robos en la zona.