• Los empleados de Normatividad Comercial fueron acusados de actuar de manera prepotente y violenta.
• Los comerciantes dijeron que por ello respondieron y los echaron a golpes; además les retuvieron un vehículo oficial el cual incendiaron.

Odilón Larios Nava. – La tarde de este jueves se suscitó un enfrentamiento entre comerciantes ambulantes de San Francisco Totimehuacan y empleados de Normatividad Comercial del Ayuntamiento. Los comerciantes echaron agolpes a los empleados del municipio y les retuvieron un vehículo oficial tipo Chevy al cual le prendieron fuego y quedó calcinado al cien por ciento.
En entrevista con este diario, los comerciantes denunciaron que los empleados del ayuntamiento cometieron diversos abusos y actos de violencia. Una mujer estaba muy molesta porque aseguró que estos funcionarios se metieron a establecimientos comerciales legalmente constituidos en donde señalaron agredieron a las personas e incluso golpearon a un menor de edad, un joven de 14 años.
Lo anterior, además del hecho de que el personal del ayuntamiento decomisó mercancía diversa como frutas, verduras, pescado y otros artículos, hizo que los comerciantes respondieran.
Esos supuestos abusos por parte de la autoridad municipal ocasionaron que los comerciantes enfrentaran a los supervisores y los repelieran a golpes. Una de las unidades oficiales fue retenida e incendiada a mitad de la carretera a Valsequillo.
Los empleados de Normatividad solicitaron apoyo de la Policía Municipal y de esta manera buscaron entablar un diálogo con los comerciantes ambulantes inconformes. El enfrentamiento ocurrió alrededor de las 13:00 horas y la situación volvió a la calma hasta después de las 16:00 horas. Durante todo ese tiempo el tránsito por carretera a Valsequillo estuvo cerrado desde el Periférico por el lado Poniente y del otro lado desde la gasolinera cercana al Aurrerá.
Hay que destacar que los comerciantes se colocaban a vender en las orillas de las banquetas porque contaban con el permiso de las autoridades de la junta auxiliar pues pagaban semanalmente al presidente de esa demarcación, Alejandro Serrano, cuotas que van desde 40 a 150 pesos, por esa razón estaban confiados en que operaban dentro de la ley.
Dijeron estar dispuesto a liberar parte de las banquetas para que queden espacios para los peatones, pero les molestó la manera en que Normatividad realizó el operativo.
Un empleado de gobernación, el encargado de los comerciantes que están obstruyendo la vía pública señaló lo siguiente: “El acuerdo al que llegamos es que en la medida en que ustedes se fueran regularizando podrían trabajar sin ningún problema. Hay puestos que están obstruyendo la vía pública, no dejan pasar al peatón. Esos puestos los vamos a ir regularizando, para que ustedes cumplan con la reglamentación que dice el Código y otorgar los permisos que son factibles y que ustedes puedan trabajar ya en un orden, porque desgraciadamente ustedes no cuentan con permiso ahorita. Pata que pueden ustedes trabajar, pero en orden, el comercio ambulante no está prohibido, nada más hay que trabajarlo en orden”.
Los acuerdos a los que llegaron son los siguientes: “Los comerciantes se comprometen a liberar la vialidad – Valsequillo – posterior a la firma del presente; el honorable ayuntamiento brindará el apoyo para que los comerciantes establecido e informales se regularicen conforme a la normatividad aplicable; para el caso del comercio informal se establecerán términos y condiciones otorgando los permisos que sean procedentes”.
Luego de lo anterior los comerciantes discutieron los puntos y alrededor de las 16:00 horas acordaron liberar la vialidad y la calma volvió al lugar.