En un evento desangelado para conmemorar el 85 aniversario del PRI, el dirigente estatal Pablo Fernández del Campo, manifestó que su partido “no será sumiso y privilegiará la propuesta constructiva” a favor del estado de Puebla.
Aunque nunca se dirigió al gobierno del estado, el líder del instituto tricolor argumentó que los militantes deben ser analíticos para entender los excesos y desaciertos, con el fin de aprender y corregir los errores cometidos en el pasado.
Subrayó que el nuevo escenario político, exige a los priístas estar unidos de cara al 2015 cuando se renovarán diputaciones federales en toda la República Mexicana.
Fernández del Campo aseguró que el PRI será un partido incluyente, donde se integren todas las voces priístas que generen un debate interno para construir un mejor partido en favor de los poblanos.
“Nuestro trabajo es renovar la unidad del partido, si queremos prevalecer y permanecer en la democracia plena, necesitamos ser más audaces y más comprometidos ante el escenario político que se vive en Puebla”, subrayó.
Pablo Fernández del Campo Espinoza, enfatizó que son tiempos de sumar y no de restar, de ganar adhesiones y multiplicar los aliados y no desagregarlos, con el fin, insistió, de recuperar los espacios perdidos.
En este evento del 85 aniversario del PRI, se dieron reconocimientos a 12 militantes del PRI destacados por su trabajo al interior del instituto tricolor, tal fue el caso del ex presidente municipal de Puebla, Marco Antonio Rojas Flores, Héctor Jiménez y Meneses, Rodolfo Sánchez Cruz hijo, entre otros.
Cabe señalar que al evento no asistieron diputados federales como Enrique Doger, Javier López Zavala, además de las senadoras de la República, Blanca Alcalá Ruiz, Lucero Saldaña Pérez y la nueva delegada del CEN en Puebla, Angélica Araujo Lara.