• Doce personas resultaron lesionadas, el conductor y una mujer fueron los más graves.
• Los pasajeros exigen a la Secretaría del Transporte que actúen con rigor y regularicen el pésimo servicio que presta el transporte público.

Odilón Larios Nava.- Chafirete de la ruta Morados chocó contra un paradero y con la base de concreto de un poste de Comisión Federal de Electricidad (CFE) en la 2 Norte entre 32 y 34 Oriente, en la zona de Los Fuertes, iba echando carreritas con otro conductor de la misma línea de camiones. El saldo fue de 12 personas lesionadas, entre ellas una mujer cuyo estado de salud fue reportado como muy delicado.
La causa del aparatoso choque, de acuerdo con los propios pasajeros fue que el chofer de la unidad
98, de la ruta, JBS – mejor conocida como Los Morados – iba echando carreritas con otro vehículo de la misma ruta.
Ante el pésimo servicio que presta esta ruta de transporte, los lesionados exigieron a la Secretaría del Transporte (ST) que sean enérgicos y hagan su trabajo, que regulen y metan en cintura a los conductores del transporte público, en especial a Los Morados, que siempre anda corriendo y son un peligro en las calles.
El percance tuvo lugar antes de las siete de la mañana del domingo, el microbús circulaba con dirección de los estadios hacia el Centro, al iniciar la bajada de la 2 Norte, el conductor que manejaba a exceso de velocidad e iba echando carreritas con otro vehículo de la misma ruta, perdió el control y se subió a la banqueta, derribó un paradero y después se impactó de frente contra una base de concreto que protege un poste de CFE.
El impacto fue brutal, el poste de CFE no fue derribado sólo porque cuenta con una base de concreto que le fue colocada precisamente para protegerlo de los impactos de ese tipo. El camión se sumió casi metro y medio en la parte frontal. Todos los pasajeros que viajaban a bordo sufrieron algún tipo de golpes.
En total se contabilizaron doce lesionados, entre ellos el responsable del choque, el cafre conductor José Alberto Betanzos Melchor, de aproximadamente 25 años de edad. Del total de lesionados, diez sólo presentaron golpes leves, el conductor resultó con algunas fracturas, y la más grave fue una señora de aproximadamente 55 años de edad.
Betanzos Melchor, el irresponsable al volante, dijo a los pasajeros y a las autoridades que se quedó sin frenos, pero las personas que iban a bordo desmintieron esta versión, aseguraron que no alcanzó a frenar por el exceso de velocidad al que iba, incluso mostraron marcas de frenado en el asfalto justo antes de que se diera el choque.
El chafirete resultó lesionado y fue llevado por los paramédicos de SUMA a un nosocomio para ser atendido, pero se encuentra en calidad de detenido, hasta que él y la aseguradora de la unidad respondan por los daños causados.
Los pasajeros lesionados, en entrevista exigieron que la ST haga su trabajo y de verdad regule verifique que los conductores del transporte público respeten la vida de los pasajeros. Consideraron que es necesario hacer algo en específico con la ruta Morados ya que “siempre andan corriendo”.
Cabe destacar que recientemente, el pasado 26 de septiembre, una unidad de la ruta JBS, ocasionó un aparatoso percance en el bulevar Norte y 26 Poniente, en la colonia Valle Dorado, en aquella ocasión las personas lesionadas fueron cerca de 30.