Dulce Gómez

Un total de 10 rutas del transporte público -con mayor incidencia delictiva- serán equipadas con botones de pánico y equipo de videovigilancia, informó el alcalde capitalino, Luis Banck Serrato, quién sostuvo que el objetivo de este programa es garantizar la seguridad de los usuarios.

Ayer, en entrevista posterior a la realización de la Primera Feria de Empleo, en el Museo San Pedro de Arte, el presidente municipal dijo que su gobierno trabaja en coordinación con ONU Mujeres y con el Gobierno Federal.

En este contexto, el edil dijo que es importante que el Gobierno Municipal acceda a los recursos del FORTASEG, pues reconoció que la Comuna capitalina no tiene la posibilidad económica de adquirir estos aparatos.

“Aunque parezca increíble no existe la posibilidad al día de hoy de comprar con recursos destinados para la seguridad estos instrumentos”, admitió.

El edil recordó que el martes pasado habló sobre este tema con el Secretario Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, Álvaro Vizcaíno Zamora, y afirmó que en 15 días se reunirá nuevamente con el funcionario federal.

Banck Serrato dejó en claro que además del transporte público, también los botones de pánico y otros sistemas de videovigilancia estarán ubicados en parques públicos y mercados.

Destacó que con lo anterior, el Gobierno Municipal pretende ofrecer mejores condiciones de seguridad, principalmente para las mujeres.