Los puentes vehiculares, monumentos históricos, parques públicos y escuelas, continúan siendo los inmuebles y lugares más afectados por los grafitis. En lo que va de la administración el Organismo Operador del Servicio de Limpia (OOSL) ha borrado 31 mil 541 metros cuadrados de rayones.
El Coordinador de dicha dependencia, Jesús Carvajal Chartuni, señaló que ante la reincidencia de los grafitis, el ayuntamiento de Puebla realiza cada tres meses los trabajos para borrarlos.
El funcionario municipal explicó que para retirar los rayones, el OOSL cuenta con máquinas “quita grafiti” que los borra a través de la presión de agua caliente.
“En tres meses se han realizado trabajos con la máquina quita grafiti, la cual permite desaparecerlos solo por unos días, pues al día siguiente los lugares vuelven a ser grafiteado. Los trabajos no han permitido borrar 31 mil 541 metros cuadrados de rayanos, principalmente en monumentos históricos, parques públicos, escuelas y puentes vehiculares”, dijo.
Carvajal Chartuni dio a conocer que se retiraron 31 mil 541 metros cuadrados de rayanos en el Conservatorio de Música, Paseo Bravo, en los puentes de México, 475 y del Niño Poblano, Distribuidor Carmen Serdán (CAPU), Los Sapos, Teatro Principal, Periférico y 16 de Septiembre, El Parián, Centro Histórico, 18 de Noviembre y Xonacatepec, Periférico y 14 sur, paseo de San Francisco, así como en los parques 2 de Octubre y Las Ninfas, entre otras zonas del municipio.
Al final, el funcionario municipal señaló que aunque el grafiti se les atribuye a jóvenes, el problema que se da principalmente en la noche, también es causado por personas con mayor edad.