+ Ingresaron a la BUAP jóvenes con ampliación de matrícula

Para la BUAP, la prioridad siempre son sus estudiantes; por ello, valoramos la creatividad, la innovación y el emprendimiento. Pero, sobre todo, consideramos la formación integral y de calidad de los universitarios como lo más importante, afirmó el Rector Alfonso Esparza Ortiz, al dar la bienvenida a jóvenes de nuevo ingreso, generación Primavera 2016, los primeros beneficiados con las modificaciones a la normativa institucional, para generar más oportunidades de ingreso.
En medio de la alegría de esta generación, que con goyas y porras expresó su júbilo por pertenecer a la BUAP, subrayó que la Institución se fortalece para sus estudiantes: “contamos con programas de movilidad e intercambio, además de colaboraciones con otras universidades, impulsamos las tecnologías de información y comunicación, y desarrollamos infraestructura académica y de investigación de calidad”.
Entre otros, estos programas ubican a la BUAP como una de las cuatro mejores instituciones públicas de educación superior del país. “Somos una universidad horizontal, eficiente y abierta, en la que todos tenemos algo que aportar, ya sea en la generación del conocimiento, en la pluralidad del pensamiento o en la adaptación a los cambios. De tal forma que todos somos importantes, porque todos somos la BUAP”, puntualizó.
En el auditorio del Complejo Cultural Universitario, Esparza Ortiz precisó que para brindar más oportunidades de ingreso a la Máxima Casa de Estudios de Puebla, en plena autonomía y en atención a su compromiso con la región, el Consejo Universitario aprobó modificaciones a los reglamentos correspondientes, por lo cual se generaron más de dos mil espacios, aprovechados en su mayoría por quienes hoy forman parte de la generación Primavera 2016.
Tras destacar los esfuerzos por mejorar las condiciones de vida del estudiantado, como los servicios universitarios, la oferta cultural y otros medios de esparcimiento y movilidad, el Rector celebró el empeño de los jóvenes ahí reunidos, pues gracias a sus virtudes, ingresaron a la BUAP para perpetuar los exitosos resultados de su comunidad y refrendar el compromiso de la Institución con la sociedad.
Tras convocarlos a ser corresponsables en la transformación social, dejar una actitud pasiva y pasar a una proactiva, Alfonso Esparza aseguró que el compromiso de la Institución es con la educación de calidad, con la formación de egresados competentes y socialmente responsables, la transferencia del conocimiento y la contribución al desarrollo social, la paz y la sustentabilidad.