• El 31 de diciembre le cayó agua hirviendo; convaleció durante una semana y finalmente pereció.

Odilón Larios Nava.- Derivado de las quemaduras que sufrió en gran parte del cuerpo el pasado 31 de diciembre, una bebé de 1 año con 1 mes de nacida, perdió la vida luego de convalecer durante una semana en el Hospital del Niño Poblano.
Según la información oficial, la pequeña Alison Magali Olguín Ramírez, de 1 año con 1 mes de nacida, el pasado sábado sufrió un accidente doméstico. Le cayó agua hirviendo encima de su cuerpecito.
Eso hizo que sus familiares la trasladaran de emergencia al Hospital del Niño Poblano, en donde los médicos con el equipamiento que cuenta ese nosocomio, hicieran todo para salvarle la vida, pero desgraciadamente fue en balde.
Este viernes por la madrugada la pequeña Alison pereció a causa de las quemaduras que presentaba. De estos hechos los galenos notificaron a las autoridades de la Agencia Estatal de Investigación, para que efectuaran el levantamiento del cadáver y se iniciara la carpeta de investigación del caso.