El presunto responsable fue identificado como Higinio Xochihua Guerra, de 45 años de edad, quien fue detenido en flagrancia al momento de recibir 50 mil pesos en efectivo de la parte denunciante, lo anterior para evitar una auditoría a su empresa.
Su detención fue posible, luego de que la víctima emitiera su denuncia oportuna ante la Procuraduría General de Justicia y colaborara con las autoridades.
Fue así como el pasado jueves, cuando el ahora detenido había citado al contribuyente en un restaurante de la capital, para recibir un supuesto anticipo, llegó el afectado en compañía de personal de la Dirección General de Atención a Delitos de Alto Impacto (DGADAI) y lograron la detención.
“Pretendía extorsionar a un contribuyente con información que presentaban en cuanto a sus declaraciones. La Secretaria de Finanzas informó a la PGJ, se trabajó en el asunto y así fue como lograron la detención de Higinio Xochihua Guerra, de 45 años de edad”, dijo al respecto el titular de la DGADAI, Fernando Rosales Solís.
Cabe subrayar que el delito de extorsión es un delito grave que no establece siquiera la libertad bajo caución y menos si se trata de un funcionario público, pues la pena se agrava con base en lo que determine la autoridad judicial.
Ante estos hechos, la Secretaría de Finanzas y Administración advirtió que no tolerará a ningún servidor público de la dependencia que actúe fuera de la ley, y colaborará en las investigaciones que se realicen para evitar acciones que lastimen a los ciudadanos.