Marco Fierro

 

La presidenta municipal de Puebla, Claudia Rivera Vivanco, llevó servicios públicos a Santa María Guadalupe Tecola, una de las juntas auxiliares más alejada del centro de la capital, y considerada con alta marginación.

Pero además puso en marcha las primeras acciones del programa de Presupuesto Participativo 2019 que beneficiará a miles de poblanos de las 17 juntas auxiliares del municipio.

Acompañada de Rodrigo Abdala Dartigues, coordinador de programas de Desarrollo Integral del Gobierno de México y el diputado local, Emilio Maurer, la alcaldesa resaltó que con el programa de presupuesto participativo los poblanos podrán decidir qué obras son prioridades para su inspectoría o demarcación.

“Estamos obligados a servir a la gente y escuchar las demandas sociales, por eso hoy estamos arrancando con este programa y les agradezco mucho la paciencia que han tenido por la dinámica que tuvimos en el estado, las elecciones de las juntas auxiliares y posteriormente para la elección de estado”, dijo.

Recordó que el Ayuntamiento de Puebla destinará 35 millones de pesos, recurso netamente municipal, para el presupuesto participativo que podrá ser ocupado por pobladores de diferentes localidades que presentan mayor rezago social hasta en dos indicadores: alta y muy alta marginación.

En la explanada de la junta auxiliar de Santa María Guadalupe Tecola, el gobierno municipal de Claudia Rivera Vivanco llevo servicios del Instituto Nacional de las personas Adultas Mayores (INAPAM); de Secretaría de Bienestar Social.

Así como, del Instituto de Capacitación para el Trabajo del Estado de Puebla (Icatep); del Organismo Operador del Servicio de Limpia; del Sistema Municipal DIF; del departamento antirrábico, entre otras más.