• Se presume se dirigía a su casa, cuando lo atacaron con arma blanca.
• A un costado del puente de la María y la autopsita lo mataron con once puñaladas.

Odilón Larios Nava.- Con once puñaladas fue asesinado hombre de 46 años de edad, quien era conductor de la línea de autobuses Atah. Se cree que se dirigía a su domicilio cuando fue interceptado por el sujeto – o sujetos – que le arrebató la vida. El cadáver fue encontrado en la rotonda ubicada a un costado del puente de la María, a la altura del kilómetro 119 de la autopista Puebla-México, con sentido a la Ciudad de México.
Por medio de las credenciales que portaba, se pudo saber que el finado es Lino Cosme Fernández Flores, quien contaba 46 años de edad. Tenía su domicilio en la colonia Guadalupe Caleras, se presume que se dirigía a su casa cuando fue asesinado de esta terrible manera.
A unos metros del cadáver se encontró un pastel, así como monedas, también la cartera del hoy occiso se encontró a unos pasos, no tenía billetes pero sí las identificaciones. Se presume que había descendido de un transporte y atravesaba por el lugar para llegar caminando a su casa.
Se presume que en el sitio, que al parecer es un lugar frecuentado por drogadictos, Lino Cosme, pudo haber sido víctima de algún ladrón, quien al observar resistencia al asalto por parte de su víctima no dudó en picarlo con un arma punzocortante.
Por el grado de rigidez que presentaba el cadáver, se presume que el homicidio ocurrió por la madrugada de este miércoles, cuando probablemente el hoy occiso llevaba un pastel por el día de las madres a su hogar.
Cabe señalar que entre las pertenencias del finado, se encontró oculta una bolsita con marihuana, se presume era consumidor de dicho enervante.
El cadáver, según los primeros reportes, presentaba once puñaladas, las más visibles, y posiblemente las que acabaron con su vida, fueron dos, un corte en el cuello y una puñalada a la altura del corazón.
Personal de la Décima Comandancia de Policía Ministerial Especializada en Investigación de Homicidios, y de la Agencia del Ministerio Público, así como peritos en la materia, acudieron para realizar el levantamiento del cadáver y efectuar la recolección de indicios. Como primera línea de investigación se presume que el móvil de este asesinato fue el robo, aunque no se descartó que pueda surgir alguna otra hipótesis.