• Una mujer lesionada no recibió pase médico porque se negó a firmar el perdón que exigía la aseguradora.

Odilón Larios Nava.- Acusa mujer lesionada a bordo de la Red Urbana de Transporte Articulado (RUTA) que la aseguradora contratada por el gobierno del estado de Puebla se niega a pagar sus gastos médicos por las lesiones que sufrió, para ello pretenden que la afectada les firme un perdón lo cual contraviene a sus intereses.
María Inés Guillarsa Muñoz, de 74 años de edad, resultó lesionada el pasado martes 9 de junio cuando la unidad 331 de RUTA atropelló a una jovencita de 17 años de edad en la 11 Sur a la altura de Las Torres.
La septuagenaria viajaba a bordo del RUTA y cuando la unidad frenó, ella y cuatro pasajeros más resultaron lesionados al sufrir una caída y golpes contra los asientos que tenían delante de ellos.
De acuerdo con Margarita Caballero Guillarsa, hija de la mujer lesionada, la mujer de 74 años fue atendida por paramédicos quienes le preguntaron si contaba con seguro social, la ancianita contestó que sí y por ello la trasladaron al Hospital de Traumatología y Ortopedia
En este nosocomio la dieron de alta, pero al decir de la hija, no le dieron la atención médica necesaria por lo que la septuagenaria después comenzó a quejarse de golpes en los glúteos, en la cabeza y la costilla, mismas que no le permiten moverse con normalidad.
Por ello las dos mujeres, que son el sustento de tres niños, acudieron a presentar la denuncia correspondiente ante el Agente del Ministerio Público, donde encontraron a un hombre que se identificó como licenciado Zamora y éste les indicó que debían firmar el perdón para el conductor ya que si no lo hacen no les va a dar el pase médico que requieren para ir a visitar un especialista en un nosocomio privado.
Margarita comentó al Ministerio Público en turno este condicionamiento que hacía el representante de la aseguradora, pero el que debe ser el representante social se limitó a dar el lado al trabajador de la aseguradora tratando de persuadir a las víctimas que esos son los pasos a seguir.
María Inés Guillarsa Muñoz es parte del sustento de tres pequeños que hay en su familia, aún a sus 74 años de edad, afirma su hija, se desempeña como trabajadora doméstica. Mientras que Margarita trabaja como cajera en un OXXO.
El percance a bordo del RUTA a ocasionado que la ancianita no pueda ir a trabajar ni valerse por sí misma, por lo que su hija debe quedarse a cuidarla y por ello no ha ido a trabajar, viendo afectada así su economía.
Es por ello que exigen a la Secretaría de Transporte y a los representantes de RUTA que intervengan para que la aseguradora – de la cual desconocen su razón social – se haga cargo de los daños que causó su cliente. En este caso que les cubra los gastos médicos y las afectaciones económicas derivadas del percance.