Marco Fierro

 

El Colectivo Carmen Serdán propuso  a los usuarios no solo ampararse ante el incremento de 2.5 pesos a la tarifa del  transporte Público, sino también pidió al gobierno del estado revocar el aumento si es que los permisionarios no cumplen con el compromiso  de mejorar el servicio dotando de unidades más modernas y mayor seguridad.

Ante ello, anunciaron que se sumarán a la manifestación organizada para este domingo 13 de octubre en punto de las 11 de la mañana, que saldrá del Paseo Bravo hacia Casa Aguayo para pronunciarse en contra del alza al pasaje.

Al respecto, Irene Tejeda Delgado, consideró que el aumento del 41 por ciento es muy elevado para la economía de las familias poblanas, pues las rutas no solo brindan un pésimo servicio al usuario, si no que las unidades y concesionarios no garantizan la seguridad de los poblanos quienes han sido presa de la delincuencia dentro de los colectivos.

“Es evidente la falta de comunicación de los conductores, ya que es común echando carreras, además de que no respetan los semáforos ni paradas, ni mucho menos a discapacitados y a los usuarios, pero eso es producto de los concesionarios privándolos de las prestaciones y normativa que se encuentra dentro de la ley”, expresó.

Tejeda Delgado señaló que el incremento solo puede ser el principio para el alza de otros servicios y productos básicos de los que depende toda la población, por lo que manifestó que el gobierno local tiene que hacer algo para que esta decisión no provoque más afectaciones a los bolsillos de los ciudadanos.

Finalmente, en voz de su representante, el colectivo hizo un llamado al gobernador de Puebla, Luis Miguel Barbosa Huerta, para que haga algo sobre el daño serio a la economía de los ciudadanos, producto del incremento tan alto a la tarifa del transporte público.