• El inmueble está asegurado por la Fiscalía, pero los sellos fueron violados; se desconoce si hubo algún robo.

 

Odilón Larios Nava. – Fue allanada la casa de la ancianita que fue asesinada por su hijo en el mes de mayo en la colonia Gonzalo Bautista. El inmueble estaba asegurado por la Fiscalía General del Estado (FGE), por lo que los sellos en sus accesos fueron violados. Se desconoce si los responsables robaron algo del interior.

Como se informó en este diario a principios del mes de mayo, Guadalupe Rodríguez Mendoza, la mujer de 73 años, fue asesinada probablemente por su propio hijo, el cual enfrenta un proceso en su contra por este parricidio.

Desde el momento que quedó al descubierto el crimen, la casa quedó asegurada por la Fiscalía General del Estado (FGE), los accesos a la misma tienen sellos de un bien asegurado, por las indagatorias que se llevan a cabo en la carpeta 6990/2018/ZC.

Pero la madrugad a de este lunes los sellos se encuentran rotos y las chapas forzadas. Según algunos vecinos, por la madrugada escucharon ruidos en la casa y por eso dieron aviso a la policía. Acudieron uniformados municipales, pero al llegar ya no encontraron a nadie, pero al corroborar que los sellos habían sido violados dieron aviso a la Fiscalía.

Se desconoce si el intruso, o intrusos, se llevaron algo del domicilio ubicado en el número 96 de la avenida San Diego, de la colonia antes mencionada.

Como se informó en este diario en el mes de mayo, esta mujer fue reportada por su hijo José Manuel como desaparecida. Pero el 11 de mayo quedó al descubierto que la mujer había sido asesinada dentro de su domicilio, ahí las autoridades encontraron el cadáver en avanzado estado de descomposición y la excavación de una zanja, en donde presumiblemente pretendían inhumar el cuerpo de manera clandestina.

José Manuel, el hijo de la occisa de inmediato señaló a su sobrino de 15 años como el probable autor material del asesinato. Sin embargo, las técnicas de interrogación de los agentes ministeriales descubrieron que caía en contradicciones y finalmente encontraron elementos que señalan que José Manuel cometió parricidio, es decir que mató a su progenitora.

Por ello José Manuel actualmente se encuentra recluido en el penal de San Miguel y sujeto a un proceso penal.