Odilón Larios Nava.- Un vehículo particular estuvo a punto de ser aplastado por una avalancha de garrafones de agua embotellada de la empresa Santorini, cuando el tráiler que los transportaba volcó parcialmente en la lateral del bulevar Hermanos Serdán y calle Morelos en la colonia Francisco Villa, no se reportaron personas lesionadas por estos hechos sólo pérdidas económicas y daños materiales a un vehículo particular.
El vehículo que tuvo la semivolcadura es un tractocamión color blanco con razón social Transportes Percino S.P.F., con domicilio en San Matías Cocoyotla, en San Pedro Cholula, y placas de circulación 077-ED-2, que arrastraba una plataforma con placas 228-WS-8, la cual transportaba las rejas apiladas en dos pisos, que contenían garrafones de agua.
Cuando se iba a incorporar de la lateral a los carriles centrales el conductor debía dar parcialmente vuelta a su izquierda y esto ocasionó que el peso de la carga venciera a la plataforma y cayeran sobre el costado derecho.
Al caer las rejas con las decenas de garrafones llenos de agua, estuvieron a punto de aplastar un vehículo marca Chrysler, tipo Optra, color verde, con placas de circulación TYV-15-26 del estado de Puebla. Sin embargo el vehículo que circulaba delante de esta unidad se movió apenas unos segundos antes y esto hizo que el conductor se salvara, los garrafones sólo causaron daños en la parte trasera de la unidad, en la facia y en las calaveras.
No hubo lesionados y al ser una unidad del servicio público cuenta con el seguro correspondiente, por lo que el conductor no escapó, sólo llamó a sus jefes para que avisaran a la aseguradora y ésta acudiera para pagar los daños.
Acudieron paramédicos de SUMA, pero al no haber lesionados se retiraron, mientras que posteriormente acudieron elementos de tránsito municipal para encargarse de las diligencias.