• Al despertar el joven fue a buscar a su mamá a la recámara y la halló muerta.

Odilón Larios Nava.- Un adolecente se llevó la peor impresión de su vida la mañana de este martes, cuando al despertar fue a buscar a su madre la recámara y la encontró muerta. La fémina fue asesinada probablemente durante la madrugada, cuando el joven de 14 años dormía.
Se presume que la mujer de 37 años de edad, fue asesinada a golpes, además se dijo presentaba una lesión de arma blanca en el cuello. Su hijo dijo a sus familiares y a las autoridades que no escuchó nada.
La mujer que asesinada respondía al nombre de Trinidad Castro López, y contaba con 37 años de edad. Actualmente sólo vivía con uno de sus hijos, el más chico, de 14 años de edad. La casa en dónde ocurrió el feminicidio está ubicada en la privada Carmen Serdán casi esquina con Mariano Escobedo, de la colonia Historiadores.
Trascendió que la mujer fue encontrada tirada al lado de la cama, parcialmente envuelta en cobijas. Según indicaron los deudos, la mujer presentaba huellas de violencia, es decir que fue asesinada.
Fue el adolescente quien la encontró en tales circunstancias. Avisó a sus familiares y a los números de emergencias. Policías municipales del Sector 1, llegaron al lugar y acordonaron el domicilio resguardando el área y probables indicios.
De las diligencias del levantamiento del cadáver corrieron a cargo de personal de la Agencia Estatal de Investigación con el apoyo de peritos del Instituto de Ciencias Forenses. Así es como se inició la carpeta de investigación de rigor.
Los familiares de Trinidad no descartan que se trate de algún crimen pasional, es decir que este sea un claro caso de feminicidio. Sin embargo esperan que las autoridades den con el responsable y se le castigue con todo el rigor de la ley.