Redacción.- EL primer actor Burt Reynolds, uno de los actores de Hollywood más populares durante la década de los 70 y los 80, murió ayer en un hospital de Florida, Estados Unidos, debido a un paro cardiaco, según informan varios medios estadounidenses.

El actor tuvo problemas del corazón durante años y se le hizo un bypass en 2010. La carrera de Reynolds fue muy prolífica, participando en decenas de películas, incluyendo Smokey and the Bandit, The Cannonball Run, Hooper, Smokey and the Bandit II. Sus actuaciones en gran parte de la década de los 70s era significado de grandes recaudaciones de taquilla, pero su fama fue decayendo en los 80s.

Una de las últimas apariciones públicas de Burt Reynolds fue en Festival de Cine de Tribeca de 2017, acompañado del brazo de Robert de Niro. Lucía muy deteriorado, tanto así que tuvo que atender a un número muy limitado de medios sentado en una silla sobre la alfombra roja.

Cabe señalar que la última producción en la que trabajó es “One Upon a Time in Hollywood”, Quentin Tarantino, que se estrenará en 2019. Ambientada en Los Angeles de 1969 la trama sigue a un actor veterano de westerns y su doble de acción mientras intentan posicionarse en la industria del cine de la época, la cual estaba atravesando grandes cambios.